http://alaorilladelmaar.blogspot.com/2014/10/por-que-la-orilla-del-mar.html

martes, 28 de octubre de 2014

Pifias...

        
               Me di con la cabeza en la cama!!!  Si, a la pobre, de veras de veritas que tiene que haberle dolido muchísimo –a la cama claro está-. Incluso, de habernos fijado bien en lugar de chichón en la cabeza hasta hubiésemos presenciado alguna abolladura que debe haberle causado al cedro, en la parte izquierda de la cabecera…
                 
               Bien hasta gemidos y lamentaciones, de los trozos de madera, tiene que haber alucinado Rosy al escuchar en pleno desespero a su hija, en un Ayyyyyyy!!! que le arrebataba las lágrimas. Pero lo cierto de todo aquello, es que en medio de las carcajadas –a causa de tanta Pifia- ella continuaba jurando que no era broma, que en realidad, se había golpeado la cama con la cabeza…

No hay comentarios.:

Publicar un comentario